Portada » Pudding de chía

Pudding de chía

por TheGreenAdventure

¡Poderosa CHÍA! parece mentira que esta pequeña semilla pueda albergar en su interior tantos nutrientes, incluyendo vitaminas, minerales, antioxidantes y fibra.

utilizar chia

La chía es originaria de México, Guatemala y Nicaragua y ya era cultivada y consumida en la época precolombina. Se la considera una de las fuentes vegetales con mayor concentración de ácido graso Omega-3 junto con el lino.

Tomar un puñado de chía al día nos aportará una buena cantidad de proteína, fibra, calcio, boro, potasio, hierro, ácidos grasos (omega 3), antioxidantes y oligoelementos como el magnesio, manganesocobre, zinc y vitaminas.

chia en desayunos

Comparándola con otros alimentos la chía contiene dos veces proteína más que cualquier semilla, cinco veces más calcio que la leche entera de vaca, dos veces la cantidad de potasio en los plátanos, tres veces más antioxidantes que los arándanos, tres veces más hierro que las espinacas y siete veces más omega 3 que el salmón.

Podemos consumirla en crudo, añadiéndola a ensaladas, batidos, en nuestras elaboraciones de pan… se pude moler, y también podemos consumirla hidratada.
Al remojarlas en líquido las semillas de chía liberan mucílago, una sustancia vegetal gelatinosa que dará consistencia a nuestras preparaciones.

como hacer chia

Las semillas de chía absorben unas 14 veces su peso en agua, por ello son especialmente saciantes e hidratantes.

receta con chia

La receta que hoy os propongo es un nutritivo y delicioso pudding de chía.

Pudding de chía

Raciones: 2 Tiempo de preparación: Tiempo de cocinado:
Nutrition facts: 200 calories 20 grams fat

INGREDIENTES

2 cucharadas soperas de semillas de chía.
125 ml de leche vegetal (yo la he utilizado de almendras).
Sirope de arce.
1 yogur de soja.
Frutos rojos (frambuesas, arándanos).
Mermelada casera de frambuesa.
Chocolate negro (que tenga más del 70% de cacao).

PREPARACIÓN

Ponemos las cucharadas de chía y la leche en un recipiente.
Batimos con una cuchara.
Vertemos un poco de sirope de arce.
Dejamos reposar en la nevera un mínimo de 2 horas, si lo preparamos la noche anterior mucho mejor.
Pasado el tiempo necesario, sacamos de la nevera y revolvemos el pudding con una cuchara.
Vertemos la mitad del yogur de soja sobre el pudding.
Ponemos un par de cucharadas de mermelada de frambuesa y vertemos la otra mitad del yogur.
Como topping utilizaremos frambuesas y arándanos frescos.
Por último, rallamos un poco de chocolate negro por encima.

desayunos saludables

Comparte en...

2 comentarios

También te puede interesar

2 comentarios

Susana 26/12/2017 - 9:21 pm

Se me hace la boca agua con sólo verlo, lo probaré seguro

Responder
TheGreenAdventure 27/12/2017 - 10:03 am

Te encantará, gracias Susana

Responder

Dejar un comentario